Noticias de Hoy
Los mejores medios en uno solo

Documentan la vida de un joven nigeriano que consiguió bailar ballet en Reino Unido

120

Documentan la vida de un joven nigeriano que consiguió bailar ballet en Reino Unido

▲ Anthony Madu hace una rutina frente a la tienda de su madre en la calle Okelola, en Ajangbadi, Lagos.Foto Afp

Afp

 

Periódico La Jornada
Lunes 1º de abril de 2024, p. 8

Lagos. Anthony Madu pasó de hacer piruetas en las calles polvorientas de Lagos, Nigeria, a bailar en una prestigiosa escuela de danza británica, después de que un video suyo se hiciera viral, una historia extraordinaria retratada por un documental de la plataforma Disney+.

Madu abrió el Festival Internacional de Cine de Santa Bárbara en Estados Unidos en febrero y cuenta el recorrido del adolescente nigeriano, descubierto por la Escuela de Ballet Elmhurst de Birmingham luego de que publicara en las redes sociales en 2020 un video en el que aparece haciendo piruetas en una barriada de Lagos.

Después, el muchacho, que es apodado el Billy Elliot nigeriano en referencia al filme de 2000 en el que un niño británico de la clase obrera se apasiona por el ballet, saltó a la fama y fue saludado por la reina consorte Camila cuando visitó su escuela el año pasado.

El documentalista nigeriano Joel Kachi Benson y el estadunidese Matthew Ogens filmaron al joven bailarín de 14 años durante todo un año, entre 2021 y 2022, desde su salida de Nigeria hacia Reino Unido.

Benson obtuvo en 2019 un premio en el Festival Internacional de Cine de Venecia por Hijas de Chibok, basada en la historia de las jóvenes secuestradas por el grupo yihadista Boko Haram en Nigeria en 2014.

Ogens es el autor del documental Audible, que fue postulado a los premios Óscar en 2022.

En la película de hora 40 minutos, el aspirante a bailarín estrella, que creció en el barrio pobre de Ajangbadi, oeste de Lagos, pasa por todas las etapas del relato iniciático clásico.

El sueño hasta entonces impensable de volverse bailarín estrella profesional está al alcance de la mano, pero el joven es invadido de las angustias propias de los tránsfugas.

Experimentó el miedo a no integrarse, los inicios solitarios en un país desconocido y distinto al suyo, las dificultades de adaptación y luego la plenitud y la impresión de haber logrado su lugar.

Después vivió ciertos choques con su familia, con la que la brecha cultural aumenta a veces.

Tú me hablas como un blanco, le dijo su madre al otro lado del teléfono al constatar su cambio de acento luego de unos meses en Reino Unido.

Necesito un sicólogo, no un profeta, dice el adolescente furioso a su madre cuando ella le propone llevarlo a la iglesia un día de sus vacaciones de unas semanas en Lagos.

Es una película sobre la aceptación y el sentimiento de pertenencia, comenta a Afp el correalizador Joel Kachi Benson, quien espera que esta historia, “que es un verdadero milagro, pueda inspirar a los niños en Nigeria y África.

No tengan miedo a soñar, sus aspiraciones son legítimas, no dejen que nadie les diga que es imposible, concluye.

DERECHOS DE AUTOR
Este contenido pertenece a su autor original y fue recopilado de la página:
https://www.jornada.com.mx/2024/04/01/espectaculos/a08n1esp?partner=rss